» » Cárcel para una mujer por envenenar

Cárcel para una mujer por envenenar

Publicado en: Noticias | 0

con matarratas a su marido maltratador.

  • El hombre ingresó en el hospital y ella confesó los hechos.

carcelCuando Nube volvió a abrir las puertas de casa a su marido y maltratador, estaba comprando un billete a la cárcel de los muros y las rejas. En la otra, en la de las palizas y los insultos ya había estado durante años. Por eso Nube sabe mucho de prisiones y de infiernos.

Él traía una orden de alejamiento que todavía estaba caliente y que ninguno de los dos dejó reposar. Retomaron la relación. Poco se sabe de la convivencia que ambos mantenían en su vivienda de Rafal (Alicante) desde que el hombre, de 39 años, regresó pero ese perdón a medias ha acabado con Nube en la cárcel por meterle matarratas en la comida.

Ha confesado que puso las pastillas pero dice que no sabe por qué

Él ya está en casa, fuera de peligro, tras haber estado ingresado en el hospital. Ella todavía no sabe por qué lo hizo. El pasado viernes por la noche el hombre fue al Hospital de Torrevieja explicando que se sentía mal. Tenía dolores y vómitos, según precisaron fuentes consultadas por este periódico.

Tras los primeros estudios, los médicos apreciaron productos tóxicos en su cuerpo. Tenía veneno pero no el veneno del maltrato. Este era veneno del que mata fulminantemente. El otro es más lento aunque igual de letal. Comenzó el protocolo y una batería de preguntas que terminó con la Guardia Civil en casa de Nube.

Tras ser detenida carga ahora con un delito homicidio en grado de tentativa

El maltratador contó a los facultativos que trabajaba en el campo pero que no estaba en contacto con material peligroso. Tampoco recordaba haber comido algo fuera de lo normal. Quedó ingresado. Su mujer era el siguiente cabo que atar en esta historia. Los investigadores se presentaron en la vivienda de Nube y comenzó el interrogatorio. Tras las preguntas, encontraron matarratas pero eso, sin su confesión, poco o nada valía.

Pero ella acabó derrumbándose. Se vino abajo y reconoció que había metido dos pastillas en la comida de su maltratador y que no sabía por qué lo había hecho, tal como precisaron fuentes judiciales. No tenía respuestas. Y Nube acabó con los grilletes mientras su marido se recuperaba en el hospital.

Ayer por la mañana, se sentó ante el juez y tras su declaración, de la que apenas han trascendido detalles, ingresó en prisión.

Su marido, por otra parte, está imputado por un delito de quebrantamiento de condena. El matrimonio, ecuatoriano, tiene dos hijos: una adolescente de 15 años y un niño de siete, que han quedado a cargo de unos familiares, revelaron las mismas fuentes.

El episodio del matarratas ha sido el último en la historia del matrimonio ecuatoriano afincado desde años en el municipio de Rafal. El pasado mes de noviembre, la Guardia Civil detuvo al hombre por maltratar a Nube. Ella había denunciado, señalaron las mismas fuentes. Un juez le impuso una orden de alejamiento que ambos quebrantaron porque Nube decidió perdonarle y dejar que su esposo regresara a la casa que compartía con sus hijos.

El reencuentro duró poco, apenas tres meses. Nube carga ahora con un delito de homicidio en grado de tentativa.

Fuente: www.elmundo.es

CompartirShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Print this pageEmail this to someone

Dejar un comentario