» » Las ONG piden más protección para las víctimas de explotación sexual

Las ONG piden más protección para las víctimas de explotación sexual

Publicado en: Noticias | 0

El aumento de pisos donde se ejerce la prostitución dificulta su detección.

Las organizaciones no gubernamentales que prestan atención a las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual en Aragón, como Cruz Blanca e Igenus, reclamaron ayer una mayor protección para ellas porque consideran que la legislación se encuentra desfasada.

Los participantes en la mesa redonda sobre la trata de seres humanos, celebrada en el salón de actos de la CAI
Los participantes en la mesa redonda sobre la trata de seres humanos, celebrada en el salón de actos de la CAI

Las organizaciones no gubernamentales que prestan atención a las mujeres víctimas de trata con fines de explotación sexual en Aragón, como Cruz Blanca e Igenus, reclamaron ayer una mayor protección para ellas porque consideran que la legislación se encuentra desfasada.

Representantes de estas asociaciones participaron ayer en Teruel en una mesa redonda sobre esta materia organizada por la Unidad de Violencia sobre la mujer de la Subdelegación del Gobierno en Teruel y Cáritas Diocesana con motivo de la celebración el pasado martes del Día internacional contra la explotación sexual y el tráfico de mujeres, niñas y niños.

El fiscal turolense Jorge Moradell, moderador de la mesa, indicó que es “muy complicado” conocer el número de víctimas. No obstante, precisó que la crisis ha traído consigo un aumento de la prostitución, pero que la trata depende más de la situación en sus países de origen.

En este sentido, la inspectora jefe de la Unidad de Extranjería y Fronteras de la Comisaría de Teruel del Cuerpo Nacional de Policía, Carmen Fuertes, indicó que en España la mayoría de las víctimas proceden de Nigeria, Colombia, Brasil y de los países del este, como Rumania Rusia y Ucrania.

Añadió que es “muy difícil” encontrar testimonios porque las mujeres están “coaccionadas”. Generalmente, según Fuertes, “se trata de personas con dificultades económicas y bajo nivel cultural, que son víctimas de un engaño parcial o total sobre el trabajo que van a realizar y el dinero que deben pagar a los traficantes”.

Desde la fundación Igenus, indicaron que el aumento de los pisos en los que se ejerce la prostitución dificulta la detección de las posibles víctimas dado que no es posible entrar en ellos sin una orden judicial.

Desde 2010, esta entidad trabaja en Aragón en favor de las mujeres prostituidas. En la provincia de Teruel y en colaboración con Cruz Blanca, acuden regularmente a cinco clubes existentes en la zona del Bajo Aragón y a ocho ubicados en Teruel y sus alrededores para llevar a cabo su labor de sensibilización, prevención y asistencia a las víctimas.

Medidas

Las representantes de Cruz Blanca, entre tanto, reclamaron una mayor protección para ellas porque consideran que la legislación se encuentra desfasada. Indicaron que el Plan Policial contra la Trata de Seres Humanos con fines de explotación sexual puesto en marcha en abril de 2013 ha supuesto un avance, pero que todavía queda mucho por hacer.

Por su parte, Moradell indicó que es necesaria una mayor coordinación policial y judicial a nivel internacional y precisó que “es muy difícil actuar en los países de origen de las víctimas”. Asimismo, señaló la necesidad de coordinar la asistencia que se presta a las mujeres desde las instituciones y las organizaciones. Por último, el fiscal sostuvo que también es conveniente “sensibilizar a los potenciales clientes”.

CompartirShare on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Print this pageEmail this to someone

Dejar un comentario